13 de Agosto

El día de las dificultades

A unque el número trece no es necesariamente un número de mal agüero, los nacidos el 13 de agosto tendrán que superar grandes obstáculos para alcanzar la cima y permanecer allí. Asegurarse un puesto deseado, hacer realidad metas personales o buscar una relación sentimental satisfactoria son desafíos que los acompañarán durante toda la vida. Los nacidos este día tienen una personalidad y una visión del mundo únicas, ya sea porque han nacido así o porque las circunstancias los han obligado a ser de esa manera.
Aunque sería lógico esperar que estos individuos se sintieran deprimidos debido al peso colosal de las dificultades o los desafíos, casi siempre mantienen una actitud alegre y despreocupada. No obstante, a veces sufren en silencio o se sienten derrotados por la vida. Si bien son muy sensibles a las críticas y propensos a pensar lo peor de sí mismos, se guardan sus inseguridades para sí y mantienen una actitud amistosa, abierta y activa. Sin embargo, no hay que cometer el error de pensar que es posible llegar a ellos con facilidad, pues los nacidos este día pueden tardar meses, o incluso años, antes de permitir que una persona entre en su mundo privado.
Puesto que son seres únicos, incluso extraños, también se sienten atraídos por personas nada corrientes y, naturalmente, tienen poco en común con los mojigatos o los individuos más convencionales. Sin embargo, pese a que su filosofía o sus proyectos pueden estar inspirados por los ideales más nobles, los nacidos este día casi siempre se muestran suspicaces ante las personas poco realistas o excesivamente optimistas. De hecho sienten, la imperiosa necesidad de rebelarse ante cualquier forma de restricción, fascismo u opresión. Pero ellos también tienen tendencias autoritarias que deberían controlar.
Muchos de los nacidos este día se sienten atraídos por el peligro, aunque más que arriesgarse a la muerte o las lesiones, lo que les interesa es triunfar contra la adversidad. Aspiran a hacer lo imposible, de modo que hasta los más tímidos de los nacidos este día despreciarán una vida segura o sin desafíos. De hecho, aunque hayan conseguido vivir protegidos de los accidentes o las desgracias, un buen día pueden sorprender a los que los rodean buscando deliberadamente riesgos importantes. Todos los nacidos el 13 de agosto tienen un gran sentido de la oportunidad: saben esperar pacientemente y reconocer el mejor momento para entrar en acción. Por desgracia, lo que consiguen no siempre dura mucho, pues las desgracias parecen pisarles los talones. Cuando tienen conciencia de su originalidad y se enorgullecen de ella, no se preocupan por alcanzar la estabilidad social ni por obtener la aprobación del mundo y optan por seguir su propio y extraño camino. Pero a pesar de los obstáculos y las tribulaciones, la fortuna parece sonreír a estos individuos el tiempo suficiente para que salgan adelante, y hasta es posible que reciban ayuda en los momentos más inesperados.